Tolerancia cero controles de transito
La nueva ley provincial contempla penas que van desde retención de la licencia e inhabilitación para conducir hasta multas y arresto. Afirman que el 25% de los accidentes fatales están relacionados al consumo.

Mientras sigue debatiéndose una norma de alcance nacional que ya fue aprobada en la Cámara de Diputados y ahora espera debate en el Senado, la provincia de Buenos Aires dio un paso adelante y ya tiene su propia ley de alcohol cero al volante.

Durante la madrugada del viernes 16, la Cámara baja bonaerense le dio sanción definitiva al proyecto, que establece la tolerancia cero para conductores de vehículos particulares, con penas que prevén desde la retención de la licencia y el pago de multas hasta la inhabilitación para conducir y arresto. Su implementación se dará a partir del inicio de 2023.

Durante el primer año de vigencia de esta nueva ley, las personas que conduzcan con una tasa de hasta 0,49 miligramos de alcohol por litro de sangre -lo permitido hasta ahora- serán sancionadas, únicamente, con la asistencia a cursos especiales de educación y capacitación para el correcto uso de la vía pública. Para dosajes superiores a 0,5 mg/l de sangre, las penalizaciones serán mayores.

La propuesta había sido aprobada el 27 de octubre en el Senado provincial y contempla diferentes tipos de penalidades, cuyos grados de aplicación serán de acuerdo a los niveles de alcohol en sangre detectados.

A partir de 2024, los infractores con hasta 0,49 g/l de alcohol en sangre recibirán tres meses de inhabilitación para manejar, Si el grado de alcoholemia fuera de entre 0,5 y 0,99 g/l, la pena será de seis meses; en los casos de entre 1 g/l y 1,5 g/l la inhabilitación será de 12 meses y de 18 cuando sea superior a 1,5 g/l.

De esta forma, y cuando entre en vigencia en forma plena, se eliminará la posibilidad de conducir con hasta 0,5 g/l de alcohol en sangre. Es decir, tolerancia cero.

“Logramos un paso fundamental para salvar vidas en la provincia de Buenos Aires. Con Alcohol Cero al Volante avanzamos como sociedad en algo tan necesario como cuidarnos entre todas y todos”, sostuvo el ministro de Transporte bonaerense, Jorge D’Onofrio, tras la sanción.

El funcionario destacó que “con estos cambios, la persona que conduce debe saber que no tendrá que tomar ni una gota de alcohol para hacerlo con responsabilidad”. Además, agradeció “el acompañamiento de la Legislatura y el trabajo de las asociaciones de familiares de víctimas para sumar más conciencia vial”.

Según datos del Observatorio de Seguridad Vial del Ministerio de Transporte bonaerense, el alcohol está presente en uno de cada cuatro accidentes fatales y es la primera causa de muerte de menores de 35 años.

Durante 2022 hubo 6.162 infracciones por alcohol al volante en rutas, calles y caminos de la provincia de Buenos Aires.

Con la incorporación de esta ley, la provincia se suma a Chaco, Chubut, Córdoba, Entre Ríos, Jujuy, La Rioja, Río Negro, Salta, Santa Cruz, Tierra del Fuego y Tucumán, todas jurisdicciones con tolerancia cero de alcohol al volante.

En tanto, el proyecto nacional que establece la prohibición del consumo de alcohol para conducir vehículos ya tiene dictamen favorable en comisión en el Senado y está en condiciones de ser convertido en ley en la Cámara alta.

La iniciativa fue sancionada por la Cámara de Diputados el 24 de noviembre por una mayoría de 195 votos, por lo que se descuenta un amplio apoyo también de senadores de todo el arco político.

blank
DECISIÓN. La Cámara de Diputados de la provincia convirtió el proyecto en ley a fin de año.

La ley en Escobar

A lo largo de 2022, en el partido de Escobar se labraron 653 infracciones por exceso de alcohol en sangre al volante. Un promedio de casi dos casos por día (1,78), según datos provistos a DIA 32 por la Agencia Municipal de Transporte, Tránsito y Seguridad Vial. Por otra parte, 157 conductores se negaron a realizar el test en la vía pública.

Desde el Municipio celebran la sanción de la ley de alcohol cero. “Es una medida que tiene como finalidad la preservación de la vida e integridad física de conductores y peatones”, resaltan.

Actualmente, en los operativos que se realizan en Escobar al conductor que da un grado de alcoholemia mayor a 0.5 g/l se le retiene la licencia y se le quita el vehículo, salvo que esté acompañado por alguien que pueda conducir. Lo mismo ocurre con aquellas personas que se niegan a hacer el test.

“Se les inicia una causa por infracción al artículo 48 inciso A de la ley 24.449. Pagan la multa y para retirar la licencia deben hacer el curso obligatorio en forma presencial. En el caso de habérsele secuestrado el vehículo, la persona debe presentar documentación que acredite la titularidad”, detallan desde la Secretaría Contravencional.

Con la nueva ley, las exigencias van a ser más estrictas que nunca. Un cambio de paradigma, que en todos los lugares donde se implementó logró su objetivo: disminuir los accidentes viales y salvar vidas.

blank
TOLENCIA CERO. Ya no tendrá más vigencia el límite de hasta 0,5 mg/l de alcohol en sangre.

Comentar la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *