Popular Posts
Follow Us

PIROTECNIA CERO

Pólvora en chimangos

Por tercer año consecutivo, el oficialismo dejó en comisión un proyecto de ordenanza para prohibir la venta y el uso de fuegos artificiales. “No podemos reglamentar algo que tiene un vacío legal”, argumentaron.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Por DAMIAN FERNANDEZ
dfernandez@dia32.com.ar

Cuando a mediados de 2017 concluyó la audiencia pública convocada por el Concejo Deliberante para debatir sobre su uso y comercialización, todo parecía indicar que Escobar finalmente se sumaría al equipo de municipios y ciudades del país que prohíben los artefactos pirotécnicos en su territorio.

Sin embargo, ya pasaron dos años de aquellas tres jornadas y la iniciativa presentada a fines de 2016 por un grupo de vecinos y ONGs sigue sin salir. Ahora, los bloques de Unidad Ciudadana y del Frente Renovador coincidieron en que el expediente continúe en comisión hasta tanto se defina una ley provincial sobre el tema.

“No tuvo ningún tipo de desarrollo, al punto que no fue al área de Discapacidad y de Zoonosis para que pudiéramos contar con un informe. Y tampoco contamos con un informe técnico-legal por los perjuicios que nos podría llegar a ocasionar esta ordenanza”, alegó el concejal Nicolás Serruya, erigido en vocero de la bancada que responde al intendente Ariel Sujarchuk, en la sesión del miércoles 28 de noviembre.

El edil maschwitzense aludía a la ley nacional 20.429, del año 1979, que “estipula como legal el comercio y el acopio de pirotecnia bajo ciertas circunstancias”. Y también a una carta documento enviada por la Cámara Argentina de Empresas de Fuegos Artificiales (CAEFA) al Concejo Deliberante.

Sucede que, a través de un fallo dictado el 19 de septiembre, la Suprema Corte de Justicia de la provincia estableció la inconstitucionalidad de la ordenanza 220/2015 de General Alvarado, que prohibía la venta de pirotecnia en ese distrito. Así, desde CAEFA comenzaron a notificar a todos los municipios que se rigen bajo este tipo de normativas, como Necochea, San Pedro, Ramallo, Olavarría y Chivilcoy, y a los que trabajan en textos similares, tal es el caso de Escobar.

“Tenemos que buscar la forma en que la Provincia reforme esta cuestión y que no sea un distrito el que tenga que reglamentar sobre algo que tiene un vacío legal. Es un tema muy serio, que hay que elaborarlo, estudiarlo y discutirlo”, concluyó Serruya, antes que la votación arrojara un 14-9 contra la sanción del proyecto impulsado por Cambiemos.

Los representantes de asociaciones de ayuda para personas con autismo y de sociedades protectoras de animales que estaban presentes en el recinto se retiraron indignados.

Con la intención de poner paños fríos al asunto, el sábado anterior a la Nochebuena el presidente del Concejo Deliberante, Pablo Ramos, brindó una conferencia de prensa junto a sus pares del oficialismo y del massismo para anunciar que la diputada nacional Laura Russo presentó un proyecto de ley para prohibir el uso y la venta de pirotecnia en todo el país o, al menos, en territorio bonaerense.

Lo mismo que la esposa del jefe comunal hizo el también legislador nacional Eduardo “Bali” Bucca, pero tres meses antes: el 23 de septiembre -cuatro días después del fallo de la Corte- presentó en la Cámara Baja una iniciativa similar y con el mismo objetivo. “Proteger la salud, la tranquilidad, el bienestar y la seguridad de personas y animales”, expresó el diputado oriundo de Bolívar, donde rige la “Pirotecnia Cero”.

Mientras tanto, en Escobar pasaron las fiestas y los cohetes volvieron a tronar en cielo y tierra. Eso sí, ya sea por una cuestión económica -un petardo vale $90 y una bomba de estruendo $400- o una mayor conciencia social, no se escucharon ni vieron tantos como en años anteriores.

Notas relacionadas